/ jueves 14 de marzo de 2019

Pumas sueña con la Copa tras vencer a Dorados en los cuartos de final

David Cabrera destaca la ilusión que tiene el club por alzar el campeonato

En Pumas sobra ilusión por obtener un campeonato. Están en las semifinales de la Copa MX tras vencer a los Dorados de Diego Armando Maradona. Para David Cabrera, contención del Club Universidad, el título lo necesitan a partes iguales tanto la institución, como los jugadores y la afición, por lo que no cesarán hasta conseguirlo.

“Lo tomamos como tal. Un título viste y te da algo más en tu carrera”, señaló Cabrera, tras el entrenamiento matutino. “Sea Copa o sea Liga, siempre es importante ser campeón en algún torneo. Es una necesidad que tiene el club y que tenemos como jugadores. Ya son ocho años que no ganamos nada en Pumas. Hay ilusión”, añadió el elemento de experiencia.

Pumas vence 3-0 a Dorados y avanza en semifinales de Copa MX

Pese al buen momento que atraviesan en el certamen copero, Cabrera destacó que mantiene los pies sobre la tierra, ya que aún falta corregir errores puntuales en la Liga. Aseguró que pelearán hasta que la posibilidad matemática de avanzar a la siguiente fase se esfume. “Bien, tranquilos y contentos. Sabemos que todavía no ganamos nada. Quedan dos fases importantes. También debemos enfocarnos en sacar la mayor cantidad de puntos en la Liga MX para buscar la clasificación a la Liguilla”, señaló David Cabrera.

Al ser cuestionado respecto a la dificultad que tiene colarse dentro de los ocho primeros puestos luego de las derrotas consecutivas que acumulan, el futbolista insistió que el formato del certamen les beneficia; sólo necesitan una buena racha para estar de lleno en la pelea. “Es complicado. Es un torneo que se compite y cada partido es importante. Si pierdes puntos, bajas mucho, pero si sumas, tienes la posibilidad de colarte a la fase final”, comentó el contención.

Cabrera también se dijo consciente de lo que, como grupo, deberán hacer si aún quieren aspirar a competir por los dos torneos. No dejó de lado la importancia que representa el compromiso de este viernes, cuando visiten a La Franja del “Chelís”. “La Liga está al alcance si somos conscientes y no dejamos de hacer cosas en los primeros tiempos, como ya nos pasó. Son nuestras últimas fichas para buscar entrar a la Liguilla. Es un partido complicado y una cancha que no es sencilla”, culminó.

Los auriazules viajarán esta tarde a Puebla con la misión de regresar al camino de la victoria y mantener activo el sueño de la clasificación a la Liguilla.

En Pumas sobra ilusión por obtener un campeonato. Están en las semifinales de la Copa MX tras vencer a los Dorados de Diego Armando Maradona. Para David Cabrera, contención del Club Universidad, el título lo necesitan a partes iguales tanto la institución, como los jugadores y la afición, por lo que no cesarán hasta conseguirlo.

“Lo tomamos como tal. Un título viste y te da algo más en tu carrera”, señaló Cabrera, tras el entrenamiento matutino. “Sea Copa o sea Liga, siempre es importante ser campeón en algún torneo. Es una necesidad que tiene el club y que tenemos como jugadores. Ya son ocho años que no ganamos nada en Pumas. Hay ilusión”, añadió el elemento de experiencia.

Pumas vence 3-0 a Dorados y avanza en semifinales de Copa MX

Pese al buen momento que atraviesan en el certamen copero, Cabrera destacó que mantiene los pies sobre la tierra, ya que aún falta corregir errores puntuales en la Liga. Aseguró que pelearán hasta que la posibilidad matemática de avanzar a la siguiente fase se esfume. “Bien, tranquilos y contentos. Sabemos que todavía no ganamos nada. Quedan dos fases importantes. También debemos enfocarnos en sacar la mayor cantidad de puntos en la Liga MX para buscar la clasificación a la Liguilla”, señaló David Cabrera.

Al ser cuestionado respecto a la dificultad que tiene colarse dentro de los ocho primeros puestos luego de las derrotas consecutivas que acumulan, el futbolista insistió que el formato del certamen les beneficia; sólo necesitan una buena racha para estar de lleno en la pelea. “Es complicado. Es un torneo que se compite y cada partido es importante. Si pierdes puntos, bajas mucho, pero si sumas, tienes la posibilidad de colarte a la fase final”, comentó el contención.

Cabrera también se dijo consciente de lo que, como grupo, deberán hacer si aún quieren aspirar a competir por los dos torneos. No dejó de lado la importancia que representa el compromiso de este viernes, cuando visiten a La Franja del “Chelís”. “La Liga está al alcance si somos conscientes y no dejamos de hacer cosas en los primeros tiempos, como ya nos pasó. Son nuestras últimas fichas para buscar entrar a la Liguilla. Es un partido complicado y una cancha que no es sencilla”, culminó.

Los auriazules viajarán esta tarde a Puebla con la misión de regresar al camino de la victoria y mantener activo el sueño de la clasificación a la Liguilla.

Local

Fortalecerán protección de niños con Casas de Cuidado

Las empresas se han visto obligadas a dismunuir la rotación de personal ante la falta de espacio para atención de niños.

Local

Inmuebles en el completo abandono

Son inmuebles que hoy sirven de lienzo para graffiteros y dormitorio de indigentes.

Círculos

Con sabor a fresa

Preparan diversos platillos.

Ciencia

A 100 años del eclipse que le dio fama a Albert Einstein

El eclipse de 1919 demostró que Einstein tenía razón, la gravedad de las estrellas desvía la luz que pasa cerca de ellas

New Articles

Piden a AMLO por sus hijos desaparecidos

Martín Minguela Vargas desapareció en San Fernando, Tamaulipas, cuando intentaba dirigirse a Houston, Texas, a trabajar.

Mundo

Fuerte sismo sacude a Perú, Colombia y Ecuador

El terremoto tuvo una intensidad de 8.0 grados Richter en la localidad de Lagunas, Perú

Mundo

UE enfrenta el desafío de una nueva Europa

La votación para elegir los puestos parlamentarios del bloque provocará una recomposición crucial de los precarios equilibrios políticos dentro del continente

Cultura

Se cumplen 500 años de la fundación de La Habana

Huyendo de Francia tras la caída de Napoleón, el pintor Jean Baptiste Vermay llega a Cuba a finales de 1815 para restaurar los frescos de la catedral