/ domingo 24 de marzo de 2019

Pide Obispo fortalecer a la familia para disminuir problemas sociales

El Obispo de Irapuato dijo que más que hablar de fracasos a la hora de fortalecer a la familia, se debe de aceptar que éste es un problema y entre todos trabajar en la misma directriz.

El Obispo de la Diócesis de Irapuato, Enrique Díaz Díaz, aseguró que uno de los principales problemas por el que atraviesa la sociedad es la desintegración familiar, así como la falta de educación desde la familia.

El Obispo de Irapuato dijo que más que hablar de fracasos a la hora de fortalecer a la familia, se debe de aceptar que éste es un problema y entre todos trabajar en la misma directriz, pues señaló que si las familias continúan débiles, los problemas sociales, como la inseguridad, continuarán.

“Para mí es el principal problema, la desintegración, la falta de educación desde la familia, de verdadera educación, la falta de valores, de diálogo, en el fondo falta de cariño y comprensión y vemos cómo fácilmente se deshacen las familias, argumentando derechos, pero cada familia que no está bien integrada es un problema grave que vamos enfrentando a futuro”, dijo el Obispo irapuatense.

Enrique Díaz Díaz puso como ejemplo el caso de la madre de familia que dejó solos a sus hijos y señaló que eso es una realidad que se vive y que está más allá de las cosas bonitas que se quieren hacer en las ciudades.

Para mí es el principal problema, la desintegración, la falta de educación desde la familia, de verdadera educación, la falta de valores, de diálogo, en el fondo falta de cariño y comprensión y vemos cómo fácilmente se deshacen las familias, argumentando derechos, pero cada familia que no está bien integrada es un problema grave que vamos enfrentando a futuro

“Creo que si revisamos nuestra ciudad, como que nos hemos acostumbrado a observar sólo las cosas bonitas que tiene, pero si vamos aquí mismo a nuestras colonias y comunidades vamos a encontrar a muchas familias, a veces necesitadas, a veces abandonadas con niños abandonados.

“(...) No es sólo el caso que se comenta, sino muchos casos de ancianos, niños o personas con discapacitadas que están ligadas a su nueva fe y pasa que los indigentes no quieren que nadie los atienda, hemos buscado darles atención pero no somos capaces de sentir el dolor de otro, mi mensaje de cuaresma es sentir a cristo en el dolor del otro”.

Por ello, el Obispo de Irapuato llamó a ser sensibles con los más necesitados, pero sobre todo trabajar desde la familia en el fortalecimiento social.

El Obispo de la Diócesis de Irapuato, Enrique Díaz Díaz, aseguró que uno de los principales problemas por el que atraviesa la sociedad es la desintegración familiar, así como la falta de educación desde la familia.

El Obispo de Irapuato dijo que más que hablar de fracasos a la hora de fortalecer a la familia, se debe de aceptar que éste es un problema y entre todos trabajar en la misma directriz, pues señaló que si las familias continúan débiles, los problemas sociales, como la inseguridad, continuarán.

“Para mí es el principal problema, la desintegración, la falta de educación desde la familia, de verdadera educación, la falta de valores, de diálogo, en el fondo falta de cariño y comprensión y vemos cómo fácilmente se deshacen las familias, argumentando derechos, pero cada familia que no está bien integrada es un problema grave que vamos enfrentando a futuro”, dijo el Obispo irapuatense.

Enrique Díaz Díaz puso como ejemplo el caso de la madre de familia que dejó solos a sus hijos y señaló que eso es una realidad que se vive y que está más allá de las cosas bonitas que se quieren hacer en las ciudades.

Para mí es el principal problema, la desintegración, la falta de educación desde la familia, de verdadera educación, la falta de valores, de diálogo, en el fondo falta de cariño y comprensión y vemos cómo fácilmente se deshacen las familias, argumentando derechos, pero cada familia que no está bien integrada es un problema grave que vamos enfrentando a futuro

“Creo que si revisamos nuestra ciudad, como que nos hemos acostumbrado a observar sólo las cosas bonitas que tiene, pero si vamos aquí mismo a nuestras colonias y comunidades vamos a encontrar a muchas familias, a veces necesitadas, a veces abandonadas con niños abandonados.

“(...) No es sólo el caso que se comenta, sino muchos casos de ancianos, niños o personas con discapacitadas que están ligadas a su nueva fe y pasa que los indigentes no quieren que nadie los atienda, hemos buscado darles atención pero no somos capaces de sentir el dolor de otro, mi mensaje de cuaresma es sentir a cristo en el dolor del otro”.

Por ello, el Obispo de Irapuato llamó a ser sensibles con los más necesitados, pero sobre todo trabajar desde la familia en el fortalecimiento social.

Local

Entre lágrimas, dan último adiós a custodios penjamenses asesinados

Familiares y amigos, los acompañaron para despedirlos por última vez a su última morada.

Local

Incrementan homicidios perpetrados a balazos

8 de cada 10 asesinatos son cometidos con arma de fuego, según el SESNSP.

Círculos

La pequeña Arantza recibe el primer sacramento

Los papás comparten esta alegría con emotiva reunión familiar.

Gossip

"Juego de Tronos" disputa batalla final para ampliar su marca en los Emmys

La serie buscará el domingo superar su propio récord en el Emmy, en una batalla que marca su despedida de la televisión

Policiaca

Levantan y asesinan a Subdirector de Seguridad de Pénjamo

Su crimen no quedará impune, advierte el alcalde de Pénjamo.

Deportes

Con éxito se desarrolló Probeis México en Irapuato

En la Copa Comunidades de Beisbol participarán 18 comunidades que jugarán en distintos campos de la localidad.

Local

Se agudiza falla geológica en Hacienda de La Virgen

Temen colonos que se extienda la falla geológica.