/ sábado 22 de junio de 2019

Cura acusado de pederastia, nuevo articulista del Observatore Romano

Nuevo caso que contradice la llamada tolerancia cero hacia la pedofilia clerical

Ciudad del Vaticano.- Nuevo caso que contradice la llamada tolerancia cero hacia la pedofilia clerical. Un sacerdote condenado por molestias sexuales a una niña de 13 años, se convirtió en articulista del “Oservatore Romano”, el cotidiano de la Santa Sede. El desconcertane episodio del cura pederasta sentenciado a dos anos y medio de reclusión, reducidos a la mitad en el proceso de apelación, fue difundido este viernes por los medios locales.

Efectivamente, el sacerdote Giacomo Ruggeri, condenado por el mismo Vaticano, aunque no fue reducido al Estado laical, primero fue transferido de la región Marcas, donde cometió el delito, a la norteña Friuli, hasta desembarcar al diario del Estado papal.

Durante el proceso, Don Ruggeri no negó los hechos, aunque se disculpo y aseguro que ya no era un pedófilo.

Constatando el grave error cometido, el director del “Osservatore Romano”, Andrea Monda, pidió disculpas por su grave error, asegurando que el cura pederasta no había sido contratado, ni escribía establemente para el cotdiano. Constatando la imprudencia cometida, reconoció no haber tenido “debidamente en cuenta la situación” y disculpandose por “haber herido la sensibilidad de los lectores” y, agregamos nosotros, sobre todo de la víctima de los abusos.

Un episodio mas en el ámbito de la plaga que se ha abatido sobre el Vaticano y sobre el difícil pontificado del Papa Francisco.

Ciudad del Vaticano.- Nuevo caso que contradice la llamada tolerancia cero hacia la pedofilia clerical. Un sacerdote condenado por molestias sexuales a una niña de 13 años, se convirtió en articulista del “Oservatore Romano”, el cotidiano de la Santa Sede. El desconcertane episodio del cura pederasta sentenciado a dos anos y medio de reclusión, reducidos a la mitad en el proceso de apelación, fue difundido este viernes por los medios locales.

Efectivamente, el sacerdote Giacomo Ruggeri, condenado por el mismo Vaticano, aunque no fue reducido al Estado laical, primero fue transferido de la región Marcas, donde cometió el delito, a la norteña Friuli, hasta desembarcar al diario del Estado papal.

Durante el proceso, Don Ruggeri no negó los hechos, aunque se disculpo y aseguro que ya no era un pedófilo.

Constatando el grave error cometido, el director del “Osservatore Romano”, Andrea Monda, pidió disculpas por su grave error, asegurando que el cura pederasta no había sido contratado, ni escribía establemente para el cotdiano. Constatando la imprudencia cometida, reconoció no haber tenido “debidamente en cuenta la situación” y disculpandose por “haber herido la sensibilidad de los lectores” y, agregamos nosotros, sobre todo de la víctima de los abusos.

Un episodio mas en el ámbito de la plaga que se ha abatido sobre el Vaticano y sobre el difícil pontificado del Papa Francisco.

Local

Logra Congreso local importantes reformas

Cumple en materia de salud, educación, medio ambiente, juventud y deporte y desarrollo económico

Local

Aplicarán segundas dosis a los de 50-59

Así como mujeres embarazadas, de los municipios de León, Irapuato, Comonfort, Pénjamo y Valle de Santiago

Local

Promueve Martha Ramos Sosa, cultura de equidad de género

La Directora General Editorial de OEM, participó en la conferencia de la Red Género Alcona

Policiaca

Piden ayuda para encontrar a Víctor Guadalupe

Desapareció desde agosto del 2020 cuando iba a trabajar

Local

Promueve Martha Ramos Sosa, cultura de equidad de género

La Directora General Editorial de OEM, participó en la conferencia de la Red Género Alcona

Local

Logra Congreso local importantes reformas

Cumple en materia de salud, educación, medio ambiente, juventud y deporte y desarrollo económico

Local

Arranca construcción de la calle “Pénjamo”

Una nueva imagen para Rancho Nuevo de Potreros

Local

Inicia este viernes aplicación de segunda dosis de vacuna Anti Covid-19

Centros de vacunación se ubican en Club de Leones, Unidad Deportiva, y Centro Impulso Social en Santa Ana Pacueco