/ domingo 5 de noviembre de 2023

Ana Lucía ayuda a través de su fundación a familias vulnerables

Tras tener una experiencia cercana a la muerte, decidió vivir para ayudar a quienes más lo necesitan

Ana Lucía Gómez Salas, mejor conocida como AnaLu, es una joven que cuenta con una fundación de ayuda, y es que desde que sufrió un accidente que la llevó a estar en coma durante meses durante su juventud, al recuperar la consciencia descubrió que tenía la vocación por ayudar a quienes más lo necesitan, sobre todo en temas de salud y ahora que ya es adulta y que se ha dedicado a aprender varios oficios con los que pudo ahorrar dinero para lograr su sueño.

Te recomendamos: Impulsan emprendimientos de irapuatenses

Comentó que su proyecto lleva ya más de 10 años, donde creó una página de Facebook para promocionarlo y pedir donaciones voluntarias en especie.

Su organización ha realizado varias colectas y fiestas para las y los niños de algunas villas infantiles de la ciudadanía.

“Esto comenzó desde que yo tuve que pasar por un proceso médico, quedando en coma, al despertar supe de lo difícil que fue para mis familiares el cuidarme desde el esperar para las visitas o el turnarse para cubrir mis necesidades como el cambiarme los pañales y bañarme con las esponjas, así nos dimos cuenta que no solo las necesidades son de los pacientes sino de los que esperan afuera de los hospitales”.

Contó que ofrece desde comida hasta medicamentos que a veces se encuentran escasos en los hospitales.

“Nuestro apoyo va desde consultas médicas para las personas que vienen de comunidades y que tienen escasos recursos, mi familia y yo comenzamos a ir a visitar los hospitales, con ayuda de las y los voluntarios para entregar comida, cobijas y medicamentos que a veces están escasos”.


“Hicimos una página de Facebook llamada Respuestas de Amor, donde posteamos los casos de muchas personas que buscaban nuestra ayuda y así fueron sumando más y más voluntarios, sólo que esa página por algunas personas que no les agradaba empezaron a reportarla y nos la cerraron”.

“Llevamos al menos tres años visitando todos los hospitales que hay en la ciudad, como el Seguro Social, el Materno Infantil, el Hospital General entre otros”.

“Después de que viéramos que había una buena aceptación de la ciudadanía, comenzamos a expandir la ayuda, buscando a los migrantes, ofreciendo clases para las madres solteras que se encuentran en situaciones vulnerables, dándoles herramientas para que puedan salir adelante”.

Explicó que además de recibir los donativos, también imparte clases sobre diferentes oficios para las madres solteras, con el objetivo de poder ser independientes económicamente.

“Me dedico a dar clases de poner uñas, de masajes, hemos hecho fiestas de 15 años, fiestas para las niñas y niños que se encuentran en las villas infantiles, para esto cada mes buscamos a tres personas o grupos vulnerables para ayudarlos”.

Mencionó que para las personas que estén interesadas en brindar algún tipo de apoyo puede comunicarse directamente con ella.

Suscríbete a nuestra edición digital

“Cualquiera que quiera ser voluntario en donar víveres, cobijas, ropa en buen estado y medicamentos para diálisis u otros pueden acercarse a un centro de acopio que se encuentra ubicado en el Fraccionamiento Guerrero en la calle Avenida 1872 número 553, marcarme a mi número personal al 462-161-65-35 o bien mandar mensaje a la página”.

Ana Lucía Gómez Salas, mejor conocida como AnaLu, es una joven que cuenta con una fundación de ayuda, y es que desde que sufrió un accidente que la llevó a estar en coma durante meses durante su juventud, al recuperar la consciencia descubrió que tenía la vocación por ayudar a quienes más lo necesitan, sobre todo en temas de salud y ahora que ya es adulta y que se ha dedicado a aprender varios oficios con los que pudo ahorrar dinero para lograr su sueño.

Te recomendamos: Impulsan emprendimientos de irapuatenses

Comentó que su proyecto lleva ya más de 10 años, donde creó una página de Facebook para promocionarlo y pedir donaciones voluntarias en especie.

Su organización ha realizado varias colectas y fiestas para las y los niños de algunas villas infantiles de la ciudadanía.

“Esto comenzó desde que yo tuve que pasar por un proceso médico, quedando en coma, al despertar supe de lo difícil que fue para mis familiares el cuidarme desde el esperar para las visitas o el turnarse para cubrir mis necesidades como el cambiarme los pañales y bañarme con las esponjas, así nos dimos cuenta que no solo las necesidades son de los pacientes sino de los que esperan afuera de los hospitales”.

Contó que ofrece desde comida hasta medicamentos que a veces se encuentran escasos en los hospitales.

“Nuestro apoyo va desde consultas médicas para las personas que vienen de comunidades y que tienen escasos recursos, mi familia y yo comenzamos a ir a visitar los hospitales, con ayuda de las y los voluntarios para entregar comida, cobijas y medicamentos que a veces están escasos”.


“Hicimos una página de Facebook llamada Respuestas de Amor, donde posteamos los casos de muchas personas que buscaban nuestra ayuda y así fueron sumando más y más voluntarios, sólo que esa página por algunas personas que no les agradaba empezaron a reportarla y nos la cerraron”.

“Llevamos al menos tres años visitando todos los hospitales que hay en la ciudad, como el Seguro Social, el Materno Infantil, el Hospital General entre otros”.

“Después de que viéramos que había una buena aceptación de la ciudadanía, comenzamos a expandir la ayuda, buscando a los migrantes, ofreciendo clases para las madres solteras que se encuentran en situaciones vulnerables, dándoles herramientas para que puedan salir adelante”.

Explicó que además de recibir los donativos, también imparte clases sobre diferentes oficios para las madres solteras, con el objetivo de poder ser independientes económicamente.

“Me dedico a dar clases de poner uñas, de masajes, hemos hecho fiestas de 15 años, fiestas para las niñas y niños que se encuentran en las villas infantiles, para esto cada mes buscamos a tres personas o grupos vulnerables para ayudarlos”.

Mencionó que para las personas que estén interesadas en brindar algún tipo de apoyo puede comunicarse directamente con ella.

Suscríbete a nuestra edición digital

“Cualquiera que quiera ser voluntario en donar víveres, cobijas, ropa en buen estado y medicamentos para diálisis u otros pueden acercarse a un centro de acopio que se encuentra ubicado en el Fraccionamiento Guerrero en la calle Avenida 1872 número 553, marcarme a mi número personal al 462-161-65-35 o bien mandar mensaje a la página”.

Local

Visita AMLO y Claudia Sheinbaum Doctor Mora; reafirman su compromiso con la transformación

Víctor Lamoyi, director del Banco Bienestar, destacó que en México hay 26 millones de beneficiarios del Banco del Bienestar,

Local

Ricardo Caballero conquista con su voz en el Teatro de la Ciudad de Irapuato

Logró establecer una conexión especial con el público, quienes respondieron coreando cada una de las melodías elegidas para la ocasión

Deportes

Cae México ante China Taipei en el Campeonato Mundial de basquetbol sub-17

los equipos ganadores buscan ubicarse entre la novena y la doceava posición

Gossip

La Sonora Santanera pone a bailar a los irapuatenses es una mágica noche

Por más de hora y media hicieron cantar y bailar a familias que se dieron cita en el Centro Histórico

Local

Unidades más limpias y servicio cordial exigen usuarios de transporte público

Usuarios buscan servicio más cordial y unidades más limpias.