/ domingo 2 de junio de 2019

Aumenta flujo de migrantes por crisis en Centroamérica

Aumenta seis veces la presencia de indocumentados en Irapuato.

En sólo cuatro meses se ha sextuplicado la presencia de migrantes centroamericanos en Irapuato.

Carlos Martell es uno de esos migrantes que han llegado a Irapuato. Él salió hace un mes y medio de Honduras, país que abandonó junto con su pequeña hija Amira, de apenas un año, después de que asesinaran a su esposa los de la “Mara” por no pagarles lo que le pedían: le pedían 20 mil dólares a él que apenas si ganaba lo equivalente a 900 pesos mexicanos como mecánico en un taller automotriz.

Sí se ha visto una mayor presencia de migrantes en Irapuato, estamos al tanto de ellos, sobre todo porque viene época de lluvias, para poder invitarlos a los refugios temporales y no duerman a la intemperie


Juan Segoviano Tovar / Director de Protección Civil de Irapuato

“La gente está muriendo en Honduras, Honduras se va a quedar solo porque nos estamos saliendo, mataron a mi esposa, mis hermano fue asesinado hace tres años, la violencia está muy difícil, yo voy para Estados Unidos a reunirme con mis hermanos, pero dicen que está muy difícil allá; si no llego al norte, me quedo a trabajar en México, pero a Honduras yo no vuelvo”, dice el hombre, quien ha pasado hasta tres días sin comer para poder comprarle a su hija leche y pañales suficientes para el trayecto.

Oleada migrante

Debajo del puente de la Coca es el punto donde los centroamericanos esperan a “La Bestia” para seguir su camino. / Foto: Marco Bedolla / El Sol de Irapuato


Juan Segoviano Tovar, director de Protección Civil de Irapuato, dijo que anteriormente se podían ver grupos máximos de hasta 50 migrantes, sobre todo debajo del puente Siglo XXI; sin embargo, ahora en 2019 han encontrado grupos de hasta 300 migrantes y que están en las vías del ferrocarril por la Bimbo o bien debajo del también llamado “puente de la Coca”.

Pero no sólo eso: otro ejemplo de que ha aumentado el flujo migratorio de centroamericanos por Irapuato es la Casa del Migrante San Juan de Dios, lugar que puede albergar hasta a 50 personas, pero que ha llegado a recibir hasta a 150 personas en un sólo día. Esa vivienda de apenas dos pisos ubicada en la colonia La Pradera ha resultado insuficiente ya para la atención que brindan, como también han quedado cortos los donativos que reciben, pues es mucha gente a la que hay que alimentar, vestir y apoyarle con un techo mientras hacen escala en el municipio.

El propio presidente Andrés Manuel López Obrador reconoció el pasado sábado en Veracruz que ha aumentado en un 50% la llegada de migrantes centroamericanos, debido a una crisis social que se vive en países como Honduras.

Se duplican las deportaciones

Con todo y su pequeña va rumbo a Estados Unidos. / Foto: Marco Bedolla / El Sol de Irapuato


De acuerdo con el Instituto Nacional de Migración, desde Guanajuato han aumentado al doble las deportaciones de migrantes centroamericanos. De enero a abril fueron deportados dos mil 500 migrantes, cuando en el mismo periodo apenas iban mil 200 los que fueron regresados a sus países, como Honduras, Guatemala o El Salvador, y la mayoría ha sido por voluntad propia, porque el trayecto hacia Estados Unidos es pesado, pero aún así hay quienes continúan.

“Es muy difícil ser migrante y pasar por México, te asaltan, te golpean, te maltratan, pero es más difícil vivir en el infierno de Honduras, prefiero morir en busca de un mejor futuro, que vivir en un presente donde a pesar de estar vivo, lo que quisieras es estar muerto para sufrir menos”, dice Eusebio Talamantes, un migrante centroamericano que ha sido deportado en tres ocasiones y va por su cuarto intento para llegar a Estados Unidos.

En sólo cuatro meses se ha sextuplicado la presencia de migrantes centroamericanos en Irapuato.

Carlos Martell es uno de esos migrantes que han llegado a Irapuato. Él salió hace un mes y medio de Honduras, país que abandonó junto con su pequeña hija Amira, de apenas un año, después de que asesinaran a su esposa los de la “Mara” por no pagarles lo que le pedían: le pedían 20 mil dólares a él que apenas si ganaba lo equivalente a 900 pesos mexicanos como mecánico en un taller automotriz.

Sí se ha visto una mayor presencia de migrantes en Irapuato, estamos al tanto de ellos, sobre todo porque viene época de lluvias, para poder invitarlos a los refugios temporales y no duerman a la intemperie


Juan Segoviano Tovar / Director de Protección Civil de Irapuato

“La gente está muriendo en Honduras, Honduras se va a quedar solo porque nos estamos saliendo, mataron a mi esposa, mis hermano fue asesinado hace tres años, la violencia está muy difícil, yo voy para Estados Unidos a reunirme con mis hermanos, pero dicen que está muy difícil allá; si no llego al norte, me quedo a trabajar en México, pero a Honduras yo no vuelvo”, dice el hombre, quien ha pasado hasta tres días sin comer para poder comprarle a su hija leche y pañales suficientes para el trayecto.

Oleada migrante

Debajo del puente de la Coca es el punto donde los centroamericanos esperan a “La Bestia” para seguir su camino. / Foto: Marco Bedolla / El Sol de Irapuato


Juan Segoviano Tovar, director de Protección Civil de Irapuato, dijo que anteriormente se podían ver grupos máximos de hasta 50 migrantes, sobre todo debajo del puente Siglo XXI; sin embargo, ahora en 2019 han encontrado grupos de hasta 300 migrantes y que están en las vías del ferrocarril por la Bimbo o bien debajo del también llamado “puente de la Coca”.

Pero no sólo eso: otro ejemplo de que ha aumentado el flujo migratorio de centroamericanos por Irapuato es la Casa del Migrante San Juan de Dios, lugar que puede albergar hasta a 50 personas, pero que ha llegado a recibir hasta a 150 personas en un sólo día. Esa vivienda de apenas dos pisos ubicada en la colonia La Pradera ha resultado insuficiente ya para la atención que brindan, como también han quedado cortos los donativos que reciben, pues es mucha gente a la que hay que alimentar, vestir y apoyarle con un techo mientras hacen escala en el municipio.

El propio presidente Andrés Manuel López Obrador reconoció el pasado sábado en Veracruz que ha aumentado en un 50% la llegada de migrantes centroamericanos, debido a una crisis social que se vive en países como Honduras.

Se duplican las deportaciones

Con todo y su pequeña va rumbo a Estados Unidos. / Foto: Marco Bedolla / El Sol de Irapuato


De acuerdo con el Instituto Nacional de Migración, desde Guanajuato han aumentado al doble las deportaciones de migrantes centroamericanos. De enero a abril fueron deportados dos mil 500 migrantes, cuando en el mismo periodo apenas iban mil 200 los que fueron regresados a sus países, como Honduras, Guatemala o El Salvador, y la mayoría ha sido por voluntad propia, porque el trayecto hacia Estados Unidos es pesado, pero aún así hay quienes continúan.

“Es muy difícil ser migrante y pasar por México, te asaltan, te golpean, te maltratan, pero es más difícil vivir en el infierno de Honduras, prefiero morir en busca de un mejor futuro, que vivir en un presente donde a pesar de estar vivo, lo que quisieras es estar muerto para sufrir menos”, dice Eusebio Talamantes, un migrante centroamericano que ha sido deportado en tres ocasiones y va por su cuarto intento para llegar a Estados Unidos.

Local

Disfrutan Irapuatenses de Oaxaca y la Guelaguetza

Se quedarán una semana más en el municipio.

Círculos

Fabiana Michel recibe el primer sacramento

Renace a la vida de la gracia y festejan los papás está dicha con sus familiares y amigos.

Local

Asean guarniciones en bulevar Arandas

Las autoridades informaron que, la tierra acumulado en los costados de la guarnición puede ocasionar el derrape de ciclistas y automovilistas.

Local

Esperan donación de predio para Torre de Especialidades

El funcionario aseguró que no habrá daño ecológico con la costrucción del nuevo edificio.

Local

Adiestran a caninos para integrarlos a la policía

Los caninos están siendo adiestrados y se espera que en días próximos se integren a la Policía.

Local

Pega austeridad a Profeco en Guanajuato

Encargado estatal asegura que afecta a la operatividad.