/ domingo 1 de octubre de 2023

Historia de la fresa en Irapuato: ¿La conocías?

En el año de 1917, S.W. Fletcher, norteamericano, escribió sobre la fresa en Canadá, Estados Unidos y México. Inició su obra en 1887 y culminó en 1917

Aunque parezca increíble, la historia de la fresa en Irapuato sufre de muchas lagunas en su línea de tiempo.
Las primeras plantas de fresa, según la tradición, fueron traídas de Francia por el entonces alcalde de la Villa de Irapuato en 1852, Nicolás Tejeda, quien trajo las primeras plantas de un viaje que realizó a aquel país europeo y éstas se plantaron casi de forma silvestre en las orillas del río Silao, a la altura de la actual colonia Santa Julia.

Suscríbete a nuestra edición digital

En el año de 1917, S.W. Fletcher, norteamericano, escribió sobre la fresa en Canadá, Estados Unidos y México. Inició su obra en 1887 y culminó en 1917.

“The Strawberry in North América”, fue el título de la obra. Tras treinta años de investigación en la parte de norte del continente americano, el autor concluyó que, todas las fresas comercializables en los tres países tienen el mismo origen en el sur de Europa.

Llegadas a territorio de América, en distintas etapas de los siglos XVI al XIX, la más tardía fue en México. No fue una casualidad la llegada de la fresa a México, fue una propuesta calculada, al igual que las moreras de Hipólito Chambón.

Irapuato, finalmente Villa en ese entonces, tuvo los mejores resultados, derivados de su clima.

En la obra, sin embargo, no se menciona a Nicolás Tejeda, le damos el mérito de haber traído las primeras plantas, pero la industrialización se lleva entre los Hacendados Mexicanos y Empresarios de Estados Unidos.

Oscar Droege aparece como el horticultor responsable de generalizar la siembra de fresa durante todo el año.
La información del autor S.W. Fletcher de la fresa en Irapuato aparece hasta 1880, cuando gracias al alemán Oscar Droege se perfecciona el cultivo y cosecha de la fresa, al punto de convertir a la fresa de Irapuato en su emblema desde aquel lejano año.

En la obra “Noticias del II Imperio Mexicano” se obtienen, sin embargo, otras notas que son anteriores al año de 1880.

En la obra se menciona que en 1864, una variedad de fresa denominó como “La planta de fresa y fresa Emperador”, en honor a Maximiliano de México. Esto significa que para 1864, ya se tenía un perfeccionamiento en las técnicas de siembra, cosecha y variedad de las plantas de fresa y sus frutos.

La Emperatriz Carlota de México, aparte de disfrutar las misas en San José de los indios Otomíes, los Paseos y comidas en las Haciendas de Arandas y El Copal, gustaba del helado de crema de fresa, que le elaboraban en especial a su persona.

Lee también: Historia: así era el Irapuato de inicios del siglo XX

Esto implica que, en 1864, debió haber establos que producían el tipo de leche correcto para la elaboración del helado, también una fábrica de hielo, que aun rústica, debió de producir el producto suficiente para la elaboración del helado.
Las tinas de madera y los botes de metal, es decir una carpintería, así como la herrería especializada para hacer esas herramientas de fabricación de helado.

Don Miguel de Chico, en la Hacienda de San Juan de Retana, con el apoyo de Oscar Droege, lograron el perfeccionamiento de la siembra, recolección y venta de la fresa, de donde se extiende a la Hacienda de San Miguelito y de ahí a otras haciendas, ranchos y parcelas. Para 1900, San Juan Barrio Nuevo y Las Palomas aparecen como predios productores de fresas y con mujeres como dueñas y exportadoras de los mismos.

Esto es un enorme avance, ya que se pasa del status de recolectoras, vendedoras a dueñas de predios y venta de la producción de fresas.

“Fresas cada día, todos los días del año”. Así se promocionaba Irapuato por parte del Ferrocarril Central Mexicano.

Oscar Drogge, a quien se atribuye el perfeccionamiento de la producción de fresa en Irapuato. Foto de 1890.

Freseras, esperando la llegada del tren en la Estación del tren de Irapuato para ofertar sus fresas a los viajeros. Irapuato 1890.

Recolectores de fresa. Irapuato 1900

Aunque parezca increíble, la historia de la fresa en Irapuato sufre de muchas lagunas en su línea de tiempo.
Las primeras plantas de fresa, según la tradición, fueron traídas de Francia por el entonces alcalde de la Villa de Irapuato en 1852, Nicolás Tejeda, quien trajo las primeras plantas de un viaje que realizó a aquel país europeo y éstas se plantaron casi de forma silvestre en las orillas del río Silao, a la altura de la actual colonia Santa Julia.

Suscríbete a nuestra edición digital

En el año de 1917, S.W. Fletcher, norteamericano, escribió sobre la fresa en Canadá, Estados Unidos y México. Inició su obra en 1887 y culminó en 1917.

“The Strawberry in North América”, fue el título de la obra. Tras treinta años de investigación en la parte de norte del continente americano, el autor concluyó que, todas las fresas comercializables en los tres países tienen el mismo origen en el sur de Europa.

Llegadas a territorio de América, en distintas etapas de los siglos XVI al XIX, la más tardía fue en México. No fue una casualidad la llegada de la fresa a México, fue una propuesta calculada, al igual que las moreras de Hipólito Chambón.

Irapuato, finalmente Villa en ese entonces, tuvo los mejores resultados, derivados de su clima.

En la obra, sin embargo, no se menciona a Nicolás Tejeda, le damos el mérito de haber traído las primeras plantas, pero la industrialización se lleva entre los Hacendados Mexicanos y Empresarios de Estados Unidos.

Oscar Droege aparece como el horticultor responsable de generalizar la siembra de fresa durante todo el año.
La información del autor S.W. Fletcher de la fresa en Irapuato aparece hasta 1880, cuando gracias al alemán Oscar Droege se perfecciona el cultivo y cosecha de la fresa, al punto de convertir a la fresa de Irapuato en su emblema desde aquel lejano año.

En la obra “Noticias del II Imperio Mexicano” se obtienen, sin embargo, otras notas que son anteriores al año de 1880.

En la obra se menciona que en 1864, una variedad de fresa denominó como “La planta de fresa y fresa Emperador”, en honor a Maximiliano de México. Esto significa que para 1864, ya se tenía un perfeccionamiento en las técnicas de siembra, cosecha y variedad de las plantas de fresa y sus frutos.

La Emperatriz Carlota de México, aparte de disfrutar las misas en San José de los indios Otomíes, los Paseos y comidas en las Haciendas de Arandas y El Copal, gustaba del helado de crema de fresa, que le elaboraban en especial a su persona.

Lee también: Historia: así era el Irapuato de inicios del siglo XX

Esto implica que, en 1864, debió haber establos que producían el tipo de leche correcto para la elaboración del helado, también una fábrica de hielo, que aun rústica, debió de producir el producto suficiente para la elaboración del helado.
Las tinas de madera y los botes de metal, es decir una carpintería, así como la herrería especializada para hacer esas herramientas de fabricación de helado.

Don Miguel de Chico, en la Hacienda de San Juan de Retana, con el apoyo de Oscar Droege, lograron el perfeccionamiento de la siembra, recolección y venta de la fresa, de donde se extiende a la Hacienda de San Miguelito y de ahí a otras haciendas, ranchos y parcelas. Para 1900, San Juan Barrio Nuevo y Las Palomas aparecen como predios productores de fresas y con mujeres como dueñas y exportadoras de los mismos.

Esto es un enorme avance, ya que se pasa del status de recolectoras, vendedoras a dueñas de predios y venta de la producción de fresas.

“Fresas cada día, todos los días del año”. Así se promocionaba Irapuato por parte del Ferrocarril Central Mexicano.

Oscar Drogge, a quien se atribuye el perfeccionamiento de la producción de fresa en Irapuato. Foto de 1890.

Freseras, esperando la llegada del tren en la Estación del tren de Irapuato para ofertar sus fresas a los viajeros. Irapuato 1890.

Recolectores de fresa. Irapuato 1900

Local

Cifras de delitos contra transportistas son inciertas: Fematrac

No existen datos para hacer una estadística correcta de los delitos en contra de operadores de transporte

Local

Quemas, principal causa de mala calidad del aire en el corredor industrial: SMAOT

Van más de 6 mil 900 quemas en el corredor industrial en lo que va de 2024

Local

El Antiguo Hospital Civil de Irapuato. Esta es su historia

El inmueble actualmente es parte del CRIS, con entrada principal por Privada 20 de noviembre

Local

Irapuato trabaja para conseguir insignia oro de programa Planet Youth

El programa Planet Youth sirve para colaborar al sano desarrollo de niñas, niños y adolescentes, lejos de malas prácticas y adicciones

Local

Toma protesta mesa directiva de Asociación de Profesionales de la Psicología de Irapuato

Reconocieron a psicólogos y psicólogas por trayectoria y mérito docente

Local

Vandalizan árboles recién plantados en colonia Unidad Modelo del IMSS en Irapuato

Los árboles ya tenían bastante altura, además que ya habían comenzado a generar semillas cuando la vandalización comenzó